Las alteraciones de la actividad

afectación cognitiva

Las alteraciones de la actividad son propias de los pacientes que hace poco que han sufrido la daño cerebral y de aquellos con mayor afectación cognitiva.

Las principales alteraciones de la actividad que presentan los pacientes con  daño cerebral adquirido (DCA) son:

FATIGA MENTAL Y/O FÍSICA:

Tras una lesión cerebral, y especialmente cuando es reciente, es muy frecuente que observemos signos de fatiga mental y/o física. El paciente se agota con mayor facilidad y eso hace que se acentúen posibles alteraciones conductuales: el paciente se muestra más impaciente, más irritable, más testarudo e incluso agresivo.

Por ello es importante que sigamos las siguientes recomendaciones:

  • Procure un ambiente tranquilo: dosifique las visitas, evite los ruidos y distractores. No lo “sature” con demandas continuas. Evite la sobreestimulación.
  • Favorezca y respete los períodos de descanso. El paciente necesita descansar más tiempo y con mayor frecuencia.
  • Estructure las actividades diarias: cree rutinas con horarios fijos.

ENLENTECIMIENTO PSICOMOTOR:

Es frecuente que tras una lesión cerebral, el paciente se encuentre más “lento” a la hora pensar, responder, hablar, actuar, reaccionar… Deje el tiempo necesario para que la persona piense y conteste sosegadamente a cada pregunta. No anticipe su respuesta ni intente adivinar lo que va a decir.

TENDENCIA A LA INMOVILIDAD

AGITACIÓN O INQUIETUD PSICOMOTORA

Es un síntoma más de la lesión cerebral que el paciente no puede controlar y le provoca malestar. En algunos casos no existe ningún motivo externo que la provoque, responde únicamente a causas fisiológicas y sólo se puede controlar farmacológicamente. Si es posible identificar situaciones que la incrementan y es conveniente observar en que momentos se produce para anticiparse y evitar su aparición. En todos los casos la fatiga incrementa la intensidad y probabilidad de su aparición, por lo que debemos evitarla con las recomendaciones mencionadas anteriormente.

Si quieres conocer más información sobre las alteraciones de la actividad en pacientes con daño cerebral, contacta con nosotros.

2 comentarios en “Las alteraciones de la actividad”

  1. Felicidades por este post tan sencillo pero fundamental. Muy importante comunicar todo esto a la familia. Los neuropsicólogos ahorraremos mucha ansiedad a la familia explicando estos síntomas.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba
Llamar